El Austin City Limits nos regaló un fin de semana para nunca olvidar. El Zilker Metropolitan Park, en Down Town Austin, una de las ciudades más alternativas y sociales del mundo, abrió sus puertas como cada año, en el mes de octubre por dos fines consecutivos para ponernos a bailar con la música de The XX, Jay Z, Foster the People y Martin Garrix, el primer día.

Ocho escenarios repartieron a los diferentes artistas que durante dos fines de semana, dieron todo para que cada segundo valiera la pena.
El segundo día comenzó bien para nosotros, tras un viernes largo, desde que aterrizamos en Austin de la Ciudad de México, trasladarnos al festival, cansados y darnos cuenta que nuestro outfit no era el indicado, pues hacía un calor infernal en Austin, llegamos frescos directamente a ver a ASAP Ferg, quien tuvo dificultades con su equipo de sonido y tuvo que hacer improvisaciones.

Posteriormente descubrimos dos bandas bastante interesantes, Dream Car y Dreamers, quienes atrajeron a buena parte de los asistentes. Tuvimos la mala fortuna de tener que elegir entre Glass Animals y Ice Cube y a Rufus du Sol con Spoon.

 

En el platillo principal se encontraban los legendarios Red Hot Chili Peppers y uno de los raperos más famosos del momento, Chance The Rapper. Obvio, nos decantamos por los Peppers.

Terminando los Peppers, nos fuimos directamente al Silent Disco para cerrar la noche. Para los que no saben que es, el Silent Disco es una propuesta bastante interesante y que pronto llegará a México. Consiste en que ponen a djs a tocar y la única forma de escucharlos es con audífonos. Así es, si no lo conoces, puedes pensar que la gente se ve tontísima bailando, si ni siquiera hay ruido, pero en realidad se la están pasando cañón. Y tienes la opción de escoger a cualquiera de los djs que mezclan a la vez.

El domingo no nos pudimos levantar de la cama, tras dos largos días sin parar de bailar. Llegamos directamente a ver a Louis The Child, un dúo de DJs que están pegando durísimo en todo el mundo con su Future Bass. Corrimos a ver a otro dúo al escenario Honda, Run The Jewels, que a opinión personal no disfrutamos su set pero sabíamos que se acercaba la hora de ver a Gorillaz. Terminando corrimos a ver a ZHU, uno de los mejores productores de música electrónica para posteriormente cerrar nuestra experiencia en el ACL con susodichos, quienes se presentaron al mismo tiempo que The Killers, aunque preferimos perdernos a Brandon Flowers y compañía. Ni modo, Gorillaz tocó todos sus éxitos de los noventas- principios de los 2000 que los vieron nacer como artistas, así como sus hits de estos últimos años, además de proyectar sus videos en las pantallas del escenario, siendo uno de los mejores sets que presenciamos, será que los veremos en México el próximo año?

Para finalizar, ACL es un festival que deben de asistir de cajón. Es, fue y será, una experiencia inolvidable.

ACL FESTIVAL

FOTOS & TEXTO POR ALEX ORELLANA

TFS Magazine revista digital de moda que busca a unión entre lo cotidiano y la cultura.

  • Blanco Icono de Instagram
  • Blanco Icono SoundCloud
  • Blanca Facebook Icono
  • Blanco Icono Pinterest

Tabasco 242, Roma Norte, Ciudad de México.